Recomendaciones para los tiempos de exámenes

Expreso UMOV > Estación Academy  > Recomendaciones para los tiempos de exámenes
La temporada de exámenes suele generar estrés

Recomendaciones para los tiempos de exámenes

En ocasiones, ser un buen estudiante no basta. Prueba de ello son los exámenes, dónde muchos sucumben debido al miedo o al estrés que generan. Incluso, esa preocupación se ve reflejada en la salud.

 

Se trata de una una época importante. Muchas evaluaciones dependen, en gran medida, de dichas pruebas. Es por eso que, para llevar mejor dicha temporada, es bueno seguir algunos consejos que en UMOV Academdy tenemos para ti.

 

El primero, y mejor de todos, tiene que ver con dejar de posponer las actividades. Es mejor realizar dichas tareas con suficiente tiempo para corregirlas en caso de ser necesario. Con respecto a los exámenes, es bueno averiguar cómo va a ser para elegir la mejor técnica de estudio.

 

Al momento de estudiar, la sugerencia es hacerlo en un lugar tranquilo, iluminado y sin mayores distracciones. Por lo general, las bibliotecas son los sitios ideales para estudiar. Además, hay que planificar las horas dedicadas a esta actividad, y eso será en función de la fecha y hora del examen.

 

No se trata de estudiar por cuatro horas consecutivas diariamente. La sugerencia es hacerlo el tiempo que se considere suficiente y de calidad, siguiendo el plan o la agenda trazada anteriormente. En caso contrario, sólo será tiempo mal empleado.

 

Para cumplir a cabalidad lo señalado líneas arriba, es importante tener buena salud. En temporadas de exámenes es fundamental descansar y alimentarse balanceadamente. Así, se asegura el pleno rendimiento del cuerpo y la mente.

 

Otra herramienta será la de conocer el temario. Comenzar por darle una lectura rápida para después detectar los temas claves. Leer esos  tópicos y comprenderlos es algo de suma relevancia.

 

Ser un buen estudiante a veces no basta. En temporada de exámenes muchos sucumben debido al miedo o al estrés que generan

 

Para ello, las lecturas comprensivas de los temas serán fundamentales. Subrayar lo más importante contribuye a la buena labor del estudio. Pero no se trata subrayar por el sólo hecho de hacerlo. Lo más importante siempre son las palabras clave. A través de ellas es más fácil recordar los conceptos.

 

Si subrayar pareciera no ser suficiente, vaciar la información relevante en esquemas seguro dará un valor agregado al método de estudio elegido. Incluso los resúmenes son una forma de ejercitar lo estudiado hasta el momento. Cabe señalar que los esquemas no son reproducciones al pie de la letra de los apuntes o los resúmenes.

 

Estudiar y estructurar ideas para que queden claras de una vez por todas jamás será malgastar el tiempo. Esto se verá reflejado al momento de realizar un examen, ya que permitirá ver esas conexiones que tal ves antes no se miraban. Esto puede resultar en hacer un examen en menos tiempo de lo que se pensaba.

 

Algo también importante es autoevaluar. Preguntarse a uno mismo y responder las preguntas junto con supuestos es un buen ejercicio. Hacerse preguntas como “y si…” contribuyen a aclarar muchos temas y conceptos.

 

Dar un repaso final un día antes del examen, descansar, despejar la mente y dormir bien son esenciales. Estudiar el mismo día del examen no es aconsejable, ya que puede generar confusión, motivar nerviosismo o incluso “desaprender”.

 

Cuando se estudia adecuadamente y con suficiencia de tiempo, no habrá porqué ponerse nervioso en un examen.

Sin comentarios aún

Publica un comentario

Comentario
Nombre
e-Mail
Sitio web